×
Otros destinos ×

Gran Tarajal, la Fuerteventura menos turística

Situado en el municipio de Tuineje, Gran Tarajal es el rincón de Fuerteventura, y de todo el archipiélago canario, más próximo al continente africano. Se encuentra a menos de cien kilómetros de distancia. Con una población cercana a los 8.000 habitantes, es uno de los núcleos comerciales y de servicios más importantes de la isla, junto con Puerto del Rosario y Corralejo.

Gran Tarajal toma su nombre del árbol del tamarisco canario, propio de la zona, y tiene como símbolo la imagen de una montaña con forma de joroba, Punta del Camellito. Su extensa y tranquila playa de arena negra, situada en el casco urbano, es un indiscutible punto de encuentro para los majoreros. Cuenta, además, con un destacado puerto comercial y pesquero, y una animada avenida marítima. Pasear por su entorno y realizar excursiones a los pueblos pesqueros de los alrededores permite disfrutar de la autenticidad y amabilidad de la isla.

Gran Tarajal, un rincón discreto de Fuerteventura

El pueblo costero de Gran Tarajal puede pasar desapercibido en una ruta por los rincones turísticos de Fuerteventura, pero, precisamente por su carácter discreto es un motivo de atracción para los viajeros. En un paseo por la localidad no puede faltar una visita a su iglesia parroquial, Nuestra Señora de la Candelaria. Fue construida en 1900 gracias a una donación de Matías López, un canario que emigró a Cuba y que también contribuyó a la ampliación del puerto.

Gran Tarajal

Vistas del Gran Tarajal

Resulta conveniente emprender una pequeña ruta para observar los más de treinta murales gigantes que decoran casas y edificios del paseo marítimo. Barcos, oleajes, pescadores en medio de la faena, piratas y tesoros saludan al visitante en este original museo al aire libre. Se reúnen trabajos de artistas canarios y de otros puntos de España, convocados en un concurso bajo el lema “Gran Tarajal y el Mar”. Esta iniciativa ha contribuido a embellecer la avenida marítima Gran Tarajal.

Situada junto al puerto deportivo, esta avenida marítima es el lugar idóneo para disfrutar de un animado paseo, ya que a ella se asoman una amplia oferta de restaurantes, bares y cafeterías. Como en otros puntos de la isla, llama la atención el esqueleto de un gran cetáceo, que varó en 2005 en la zona de Roque Negro. Forma parte de la senda de los cetáceos, un proyecto llevado a cabo por el Cabildo y la Reserva de la Biosfera de Fuerteventura.

Visita la bonita playa de arena negra de Gran Tarajal

Sorprende encontrar en Fuerteventura una playa de arena negra, ya que son más habituales en las islas de la provincia de Santa Cruz de Tenerife. Por este motivo, resulta tan singular la playa de Gran Tarajal, con la montaña Punta del Camellito a un lado y al otro, el espigón del puerto marítimo. Tiene aproximadamente un kilómetro de largo y destaca por la limpieza y tranquilidad de sus aguas.

Lugar de encuentro de pescadores y lugareños, es conocida porque allí se celebra anualmente, durante el mes de septiembre, el Campeonato de Pesca de Altura. En esas fechas llaman la atención los cientos de barcos de pesca que compiten por la captura de los mayores ejemplares de atunes o peces espada. Desde 2017, la playa de Gran Tarajal, que en años anteriores había sido sede del Womad, acoge el Festival de Música Fuerteventura Sound. Tiene lugar durante el mes de agosto y está abierto a nuevas tendencias musicales de carácter internacional.

La representación de la Batalla de Gran Tarajal y Tamasite

Los amantes de la historia tienen un motivo más para acudir a la playa de Gran Tarajal, ya que fue escenario de la conocida batalla de Gran Tarajal o El Cuchillete. La misma se enmarca en el largo conflicto bélico que enfrentó, a mediados del siglo XVIII, a las tropas de Gran Bretaña y del Imperio español.

En octubre de 1740 desembarcaron 53 soldados británicos en la playa de Gran Tarajal. Destrozaron la iglesia, saquearon numerosas casas del pueblo y tomaron el barranco que les conducía a Tuineje. Con palos y piedras, los majoreros entrenados en disciplinas como la lucha canaria y juegos de esgrima –como el juego del palo– sorprendieron a los ingleses y los frenaron en Corral Blanco. Mataron a 30 soldados y capturaron a los otros 20 en un lugar denominado El Cuchillete. El navío inglés, que aguardaba el regreso de sus soldados, levó anclas y abandonó la costa de Fuerteventura, pero regresó un mes después. Esta vez desembarcaron 55 soldados y fueron nuevamente abatidos y ejecutados por los lugareños en el Campo Florido del monte de Tamasite.

Cada año, durante la celebración de las Fiestas de San Miguel, en octubre, los habitantes de Gran Tarajal y de otros lugares del municipio representan estos históricos acontecimientos. Se realizan desembarcos y batallas entre los participantes vestidos de época.

Excursión a Las Playitas

Desde la localidad de Gran Tarajal merece la pena realizar una excursión al pueblito pesquero de Las Playitas, cada vez más visitado por los turistas. Se encuentra a solo cinco kilómetros y cautiva con sus casitas blancas y su coqueto paseo marítimo. Además del núcleo de pescadores propiamente dicho, Las Playitas cuenta con una playa de arena volcánica frecuentada por los amantes de deportes náuticos como el windsurf. Es una de las playas singulares de Fuerteventura.

El faro de la Entallada

Muy cerca se encuentra el faro de la Entallada, un edificio singular con una torre y tres viviendas iguales. Fue construido por el arquitecto Carlos Alcón en 1953. Está ubicado en lo alto de un acantilado de 200 metros de altura y es el punto de la isla más cercano a África. Desde su mirador se contemplan unas hermosas vistas al mar y a la zona montañosa de Cuchillos de Vigán.

Restaurantes en Gran Tarajal, la buena mesa canaria

En la zona de la avenida marítima se encuentran algunos de los mejores restaurantes de comida canaria de Gran Tarajal. La Cofradía de Pescadores no puede faltar en la lista. Está situada en el muelle de la localidad, en el sencillo edificio de la cofradía. El pescado recién capturado se muestra en una bandeja y está siempre fresquísimo. También se ofrecen buenos platos de marisco. Otra opción es el restaurante Faro Entallada, en el puerto deportivo de Gran Tarajal. Mientras se observa el ir y venir de los barcos, se puede degustar tanto un buen pescado como un sabroso plato de carne.

Es muy recomendable desplazarse a los pueblos de pescadores cercanos para disfrutar de una rica comida cerca del mar. En Las Playitas se localiza el bar Las Playas, un lugar acogedor con buen pescado fresco y vistas al mar desde su terraza. También destaca El Poril y La Rampa de Tío Enrique. En todos los locales es conveniente dejarse aconsejar sobre el pescado fresco del día. Merece la pena probar la vieja a la espalda y la morena frita. Entre los platos típicos de la zona destaca el sancocho de pescado con mojo, papas, batata y gofio. Y también el caldo de pescado con gofio escaldado. La comida no puede concluir sin probar el típico queso majorero.

Planes cercanos

Planes relacionados