×
Otros destinos ×

Qué ver en Roma en un día

Romana, medieval, renacentista, barroca, contemporánea… La ciudad de las siete colinas posee infinitas aristas, y todas ellas resultan fascinantes. Ahora bien, si tu tiempo es reducido, necesitas un plan perfectamente diseñado para exprimir tu estancia en la capital sin titubeos. Vaya, que te vendrá de perlas este artículo donde desgranamos paso a paso y minuto a minuto qué ver en Roma en un día. ¡Empezamos!

Día 1

Itinerario día 1

10:00-12:00

La basílica de San Pedro

El punto de partida de esta ruta es el estado más pequeño del mundo: la Ciudad del Vaticano. Allí seréis recibidos por la columnata más famosa del planeta, la de Bernini, antes de acceder al monumental templo, epicentro de la cristiandad, en el que trabajaron Bramante, Rafael o el mismísimo Miguel Ángel. No te pierdas la Capilla Sixtina.

12:30-13:15

Plaza Navona

La alargada plaza Navona nos recuerda que se asienta en el solar que antiguamente ocupaba el estadio de Domiciano. Sus tres fuentes (la de los Cuatro Ríos, la de Neptuno y la del Moro) embellecen el paisaje urbano, al igual que la iglesia barroca de Sant’Agnese, con su excelente fachada cóncava trazada por Francesco Borromini.

13:30-15:00

Comida en Il Pagliaccio

Tratándose de una visita relámpago, no es una mala opción regalarse un pequeño homenaje gastronómico en el restaurante del chef Anthony Genovese, galardonado con 2 estrellas Michelin por su cocina fusión. La experiencia puede completarse acudiendo después al tradicional café Sant’Eustachio, donde, según algunos, se degusta el mejor espresso de Roma.

15:30-16:15

Panteón de Agripa

Cerca de plaza Navona se alza este templo clásico, reconvertido en el siglo VII en iglesia cristiana, que puede jactarse de ostentar la cúpula de hormigón no armado más grande del mundo. La misma cuenta con 28 artesones y un óculo de 9 metros de diámetro que constituye su única entrada de luz natural. Las monumentales columnas de su pórtico son de granito egipcio.

18:00-19:00

Fontana de Trevi

En diez minutos a pie llegas a la fuente más famosa de la Ciudad Eterna. Obra de Nicola Salvi y Giuseppe Pannini, la Fontana de Trevi sorprende por su monumentalidad, especialmente cuando se la compara con el tamaño de la plaza en la que se encuentra. En ella se bañó Anita Ekberg en una de las escenas más célebres de La Dolce Vita.

20:00-22:00

El Trastevere

El color anaranjado de las fachadas del Trastevere, el empedrado de sus calles, la ropa tendida en el exterior de sus viviendas… Todo suma en este barrio para convertirlo en una de las zonas más mágicas de la ciudad de las siete colinas. No hay mejor forma de despedirse de la capital que paseando por sus callejuelas al ponerse el sol y descubriendo la plaza de Santa María.

22.00-00.00

Pizzería Ai Marmi

Si bien es cierto que por las noches suele haber cola en esta pizzería del Trastevere (viale di Trastevere, 53), merece la pena esperarla. Allí se elabora la pizza al modo romano, es decir, en horno de leña, fina, crujiente, con ingredientes naturales… y, lo mejor, con una magnífica relación calidad-precio.

18:00-19:00

Coliseo Romano

Tomando el autobús 51, que recorre la vía de los Foros Imperiales, aún llegas a tiempo para visitar el anfiteatro más conocido del planeta. Iniciado en la época del emperador Vespasiano (en el 72 d. C.), fue el gran espacio de entretenimiento de los romanos, desarrollándose en él batallas navales, luchas de fieras y de gladiadores. Su aforo alcanzaba los 50.000 espectadores.

Día 1