×
Otros destinos ×

Pintxos en San Sebastián, la esencia de la cocina vasca

Ir de ‘bar en bar’ es algo muy nuestro. Pero ir de pintxos en San Sebastián es, además, una de las cosas que no puedes dejar de hacer si visitas la capital guipuzcoana. Su fama internacional no es casual: lo que antaño eran sencillas rebanadas de pan sobre las que se colocaba algo de comida, es hoy una muestra de alta cocina. Los pintxos en Donosti son pasión, sabor y carácter, son un placer para los sentidos, unas miniaturas que saben a gloria, a las que pocos pueden resistirse.

Y es que, si el norte de España es famoso por su rica gastronomía, los pintxos de San Sebastián lo son por derecho propio. Los hay para todos los gustos: grandes, pequeños, en versión fría, caliente, con sabor a mar, a montaña, etc. Cuesta decidir cuáles son los mejores, aunque no tanto encontrar locales donde disfrutar del placer de la alta cocina en miniatura.

De pintxos en Donostia: qué debes saber

Selección de Pintxos

Selección de Pintxos

La fama precede a los pintxos de San Sebastián pero, como en todo, es mejor tener claros los conceptos para no llevarse sorpresas. Desde luego que la experiencia merece la pena pero, eso sí, si vas buscando pintxos baratos en Donosti, te recomendamos que comiences a olvidarlo. Hacer una ruta por los bares más populares es un plan muy recomendable pero también lo es degustar la comida tradicional de San Sebastián en restaurantes de mesa y mantel.

Los pintxos en la Parte Vieja, el Centro y el Gros pueden presumir de estar entre los más afamados de la ciudad. Con algo de previsión, puedes aprovechar los días del llamado pintxo-pote, porque en estas jornadas disfrutarás de tu caña o vino, además del pintxo, a un precio cerrado. Esta fórmula te ayudará a controlar un poco más el presupuesto gastronómico de las vacaciones.

Pero si quieres disfrutar de los pintxos como un auténtico donostiarra, toma nota: las propuestas frías suelen estar en la barra, y lo habitual es practicar el ‘sírvase usted mismo’, mientras que las elaboraciones calientes se deben pedir al camarero. Al contrario que en otras ciudades, donde las tapas y las cañas también son tradición, si vas de pintxos por Donosti, lo mejor es i haciendo paradas. La costumbre es tomar una consumición en cada bar para no perderse ninguna especialidad y, si viajas con amigos, lo ideal es ir pagando por rondas, como hacen las cuadrillas locales.

Los mejores bares y pintxos de San Sebastián

Aunque la oferta de bares de pintxos en San Sebastián es extraordinariamente rica, hay tres enclaves que concentran algunas de las propuestas más populares. Si no tienes mucho tiempo para visitar la capital guipuzcoana, el Gros, la Parte Vieja y el Centro te brindarán algunos de los mejores locales para vivir una auténtica experiencia gastronómica:

Pintxos en el Gros, no te pierdas el Bergara.

Flanqueado por el palacio del Kursaal y el monte Ulía, este barrio arropado por la playa Zurriola es, en la actualidad, una de las zonas más dinámicas y animadas de San Sebastián. Ir de pintxos por el Gros es sucumbir al encanto de sus calles y plazas de aires surferos, rincones repletos de bares y terrazas donde despertar los sentidos con  pequeños bocados de alta cocina.

Aunque cuenta con algunos de los locales más punteros, de entre todos ellos, no puedes dejar visitar el Bergara (Calle General Artetxe, 8), donde su txalupa, udaberri e itxato son algunos de sus pintxos más populares y laureados. También ofrece una buena selección de vinos y cavas con los que forman el tándem perfecto.

Pintxos en la Parte Vieja.

Cada calle, plaza y rincón huele a pintxos en la Parte Vieja de San Sebastián. Esta zona que descansa a los pies del monte Urgull es un lugar donde tradición y modernidad van de la mano, una combinación que también se aprecia en su amplia oferta gastronómica. Entre los imprescindibles para un tour culinario no pueden faltar:

  • La Cuchara de San Telmo.

Ni lo escondido de su ubicación ni sus precios merman la moral de quienes, ávidos por probar su cocina, dan con La Cuchara de San Telmo. La fama precede a este bar de pintxos de la Parte Vieja que, entre sus singularidades, presume de ser uno de los pocos con la barra despejada. Todo un clásico en el que no puedes pasar sin degustar su carrillera de ternera guisada con vino tinto, foie Monfort salteado con compota de manzana o su risotto.  31 de Agosto, 28.

  • Borda Berri.

La apuesta por la barra despejada no es lo único que comparten La Cuchara de San Telmo y Borda Berri. Ambos presumen de pintxos de calidad. La decoración de este local, de hecho, es toda una declaración de intenciones, y es que un rótulo en letras rojas anuncia al visitante “Aki se guisa”. ¡Y de qué manera! Tomate relleno de bonito, risotto de Idiazabal, kebab de cerdo… Cuesta decidirse.  Fermín Calbeton, 12.

  • Ganbarra.

Uno de los bares más populares de la Parte Vieja es este local de tradición familiar con más de un cuarto de siglo de trayectoria. ¿Su especialidad? Setas y hojaldres, aunque tampoco están nada mal su tartaleta de txangurro, las croquetas o las anchoas. Toda una experiencia. San Jerónimo, 19.

  • Txalupa.

Aunque para muchos es el gran desconocido, hay quien ya ha conocido el buen hacer de los fogones de Txalupa. Su ambientación, con cocina vista incluida, crea la atmósfera ideal para disfrutar de unas elaboraciones que no defraudan, como el pulpo o sus tacos de bacalao.  Fermín Calbeton, 3.

Pintxos en el centro.

Atravesar el Boulevard y dejarse llevar por el área romántica de San Sebastián para aterrizar en el centro de la ciudad es toda una delicia. Y los pintxos que ofrecen los numerosos locales que pueblan las calles peatonales de esta zona de la capital guipuzcoana, no lo son menos. La Espiga (San Marcial, 48) es un buen ejemplo. Entre algunas de sus propuestas más populares están los pimientos rellenos, las anchoas de Getaria y las tortillas.

Si las jornadas de turismo te abren el apetito… ¡Nada como unos pintxos en San Sebastián para llevarte un buen sabor de boca de tu viaje al País Vasco!

Planes cercanos

Planes relacionados