Historia del ron dominicano, te contamos todos los secretos
LECTURA

¿Conoces la historia del mejor ron dominicano?

¿Conoces la historia del mejor ron dominicano?

Los atractivos de República Dominicana son tantos y tan diversos que resulta difícil dejar de hablar de este destino caribeño. Puede que sus playas, bañadas por aguas de color turquesa y custodiadas por palmeras, sean lo primero que te venga a la cabeza, pero este país ofrece mucho más y decir lo contrario sería reduccionista. Cuenta, por ejemplo, con la montaña más alta de todo el Caribe y bosques tropicales de película, literalmente. Es el caso de Isla Saona, que forma parte del Parque Nacional del Este y sirvió de escenario para el mítico filme The Blue Lagoon (El lago azul, 1908). Por no hablar de la preciosa ciudad colonial de Santo Domingo, la paradisíaca región de Punta Cana, el encanto natural de la península de Samaná o sus famosas rutas del cacao dominicano, que enseñan cómo se cultiva y produce un alimento que, al igual que el ron, forma parte de la identidad del país y constituye una de sus principales fuentes de ingresos. Hablando del ron, esta bebida no podía faltar en la lista de reclamos de República Dominicana. Por eso hoy hemos venido a profundizar en la historia del ron dominicano y en sus diferentes variedades.

ron dominicano

¿Conoces la historia del ron dominicano?

 Historia del ron dominicano: guía rápida sobre una de las bebidas caribeñas más populares

 El ron es la bebida por excelencia de República Dominicana junto con la mamajuana. Si está presente en muchas de las costumbres de sus habitantes es porque atraviesa la historia del país desde el siglo XV. Con los años, han logrado construir una importante industria en torno a un producto muy apreciado más allá de sus fronteras, exportando a países de todo el mundo. Y es que el ron dominicano no solo es una de las bebidas más consumidas por locales y visitantes, sino que también se emplea en la elaboración de muchos cócteles por su ligereza y dulzor.

Para prepararlo se necesitan dos ingredientes básicos, caña de azúcar y agua, y para entender la historia del ron dominicano hay que remontarse al segundo viaje de Cristóbal Colón a América y a las primeras plantaciones de caña (o cañaverales) en la isla La Española, en territorio de la República Dominicana. Así que en este escenario el ron no tardó en aparecer, ya que se obtiene de la fermentación alcohólica y la destilación de la melaza o el jugo de la caña de azúcar. A este ingrediente base se añaden posteriormente agua y levadura, cuyo tipo determinará la variedad de ron que se consiga. Luego viene un cuidadoso proceso de destilación, el envejecimiento en barricas y la mezcla.

¿Qué significa ron añejo?

El tiempo de envejecimiento del ron puede variar. El ron añejo hace referencia a aquel que se envejece en barricas durante más de un año. El “blanco”, por ejemplo, debe su ausencia de color a no haber sido envejecido y el “viejo” es aquel que se envejece por un período superior a los tres años. Al final, se trata de un proceso que permite la fusión de los componentes de la madera con los del licor, es decir, el ron absorbe nuevos sabores y colores, además de darle tiempo para respirar.

historia del ron

Para preparar el ron se necesitan dos ingredientes básicos, caña de azúcar y agua

¿El mejor ron de República Dominicana?

República Dominicana es la cuna de algunos de los mejores rones del mundo. Existen muchas variedades con sabores y aromas increíbles. Por ello, a sabiendas de lo complicado que es responder a las preguntas de cuál es la mejor marca de ron o cuál es el mejor tipo, hemos seleccionado tres que merece la pena saborear:

  • Ron Barceló. ¿Quién no ha oído hablar de él? Es uno de los más populares y el único ron dominicano elaborado 100% del jugo de la caña de azúcar proveniente de sus cañaverales, tal y como señala la marca. Y si buscas un Ron Barceló dominicano añejo, el Barceló Imperial Onyx es perfecto, ya que se mantiene en barricas de roble blanco americano y europeo con alto grado de tueste entre 8 y 10 años. Robusto y de gran carácter son las palabras que lo definen.
  • Ron Siboney dominicano. Su Añejo procede de San Pedro de Macorís y se produce en una de las bodegas más antiguas del Caribe. Es de color ambarino, con un aroma frutal, avainillado, acaramelado y con notas de madera y un sabor suave y dulce.
  • Ron Brugal. La tercera y última alternativa también resuena en el imaginario colectivo. Dentro de la archiconocida marca destaca el Ron Brugal 1888 Gran Reserva, un ron producido y embotellado 100% en República Dominicana. Se trata de una de las variedades más exclusivas de la familia Brugal, la cual combina los sabores del bourbon y el jerez a través de un proceso de doble envejecimiento. Su maduración de 14 años, 8 en barricas de roble americano y 6 en barricas de Jerez, hace que muchos lo consideren el mejor ron dominicano. En cualquier caso, su gusto complejo pero equilibrado estimula los cinco sentidos y notarás cómo evoluciona en la copa mientras lo vas degustando.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: