LECTURA

‘Aquagym’ e incluso yoga: los mejor...

‘Aquagym’ e incluso yoga: los mejores ejercicios para ponerse en forma en la piscina

Aunque pueda parecer contradictorio, durante unas vacaciones también se puede hacer ejercicio. De hecho, no hace falta encerrarse en el gimnasio del hotel o salir a correr a altas horas de la madrugada para no pillar el calor de la playa. Es el momento en que se pueden practicar deportes acuáticos o hacer ejercicio en verano alrededor de la piscina. Los ejercicios en piscina, también llamados aquagym se pueden definir como un aeróbic acuático, en el que el medio es el agua, perfecto para realizar ejercicios que fuera de ella son más complicados o llevan un mayor esfuerzo. Y son ideales si buscas de deportes de verano efectivos.

Tomar el sol, refrescarse, y practicar boxeo bajo el agua, ahora es posible. Y es que los ejercicios en el agua pueden ser muy variados, y dentro de la modalidad de aquagym se puede practicar aeróbic, spinning e incluso yoga. Hoy queremos ponerte en forma incluso de vacaciones, así que si quieres mantener la Operación Bañador a raya, sigue leyendo para descubrir los beneficios de este tipo de entrenamiento (piscina al aire libre o cubierta). La gimnasia en el agua puede que no sustituya a tu “cóctel con vistas” de las vacaciones, pero sí será una buena forma de redondear el objetivo principal de unas vacaciones: sentirte mejor por dentro y por fuera. ¿Te animas con el aquagym? ¡Beneficios garantizados! Sigue leyendo.

Descubre los ejercicios en piscina de aguagym: beneficios y mucho más que te harán disfrutar de los deportes de verano

Al contrario que el medio terrestre, el agua es un medio en el que el cuerpo “pesa menos”, es más ligero, lo que permite que los movimientos que se hacen dentro de ella tengan menos impacto sobre el cuerpo, y por tanto más sencillos de realizar.

Entrenamiento piscina: ejercicios aquagym

Gracias a la flotabilidad, las articulaciones del cuerpo se hacen más flexibles y evitan en mayor medida el riesgo de lesiones tras una sesión de ejercicio. Además, los ejercicios aquagym y la gimnasia acuática refuerzan los músculos, ya que cualquier paso o movimiento requiere mayor esfuerzo por parte del cuerpo, lo que mejora la resistencia.

Por último, toca hablar de lo más importante y el principal motivador de los ejercicios en piscina: los beneficios. Así pues, practicar aquagym o natación es un gran ejercicio para la espalda, ya que refuerza esta parte del cuerpo; además, favorece la circulación sanguínea, mejora la postura y fomenta la relajación. Y es que estar bajo el agua es como estar en otro mundo.

En la piscina se puede practicar aquafitness y diferentes ejercicios: natación, un básico infalible

Cuando se piensa en qué hacer en la piscina, una de las primeras ocurrencias es la de practicar ejercicios de natación. Un gran deporte que permite, no sólo reforzar la musculatura de la espalda, sino además relajar la mente por completo.

Ejercicios en el agua: ejercicios de natación

Sin embargo, al viajero que además le gusta hacer deporte en sus vacaciones, busca una piscina donde no sólo haya animación y relax, sino algo más profesional. Para ello, hoteles como Royal Hideaway Sancti Petri ofrecen a sus huéspedes 5 piscinas para todo tipo de público, incluso para el más deportista que viaja con su tabla de ejercicios. Natación y viajes son totalmente compatibles en este hotel. Para quien quiera empezar a practicar este deporte en sus vacaciones, nada como empezar poco a poco, marcando objetivos factibles (por ejemplo, 100 metros seguidos) con descansos largos, para luego ir aumentando la intensidad y dominando la respiración. Quién sabe, puede que en tus próximas vacaciones vuelvas a casa fit.

¿Qué hacer en la piscina? La gimnasia en el agua también sirve para relajar la mente: practica yoga acuático como ejercicio en verano

Dentro del mundo del aquafitness existen numerosas modalidades, pero en concreto una es perfecta para quienes son más de pisar el SPA: el aquayoga. En este tipo de ejercicio, la esterilla de yoga pasa a ser una tabla de paddle, y la música de fondo pasa a ser la propia naturaleza. El SUP Yoga (Stand Up Paddle Yoga) como lo han calificado en el Barceló Montecastillo es una técnica novedosa para practicar yoga, en la que sobre una tabla más ancha se realizan los movimientos del Hatha Yoga en los que mantener el equilibrio y sentirse formar parte del agua son los objetivos.

Entre sus beneficios, no sólo está el de conectar con la naturaleza, sino también relajar la mente del huésped mientras este hace ejercicio. Una sesión de 60 minutos que hará olvidar lo que hacías antes de llegar a Cádiz. Y para finalizar, un smoothie cargado de superalimentos para recargar todavía más las pilas. Sin duda, la mejor definición de unas vacaciones energizantes.

Qué hacer en la piscina: Ejercicios Aquagym y yoga en el agua

Tabla de ejercicios de aguagym para todos los públicos: quema grasa bajo el agua con este entrenamiento, ¡piscina, allá vamos!

Lo primero antes de ponerse a tono con unos ejercicios de aquagym es estirar y preparar el cuerpo. Antes de entrar al agua, es conveniente estirar y calentar el cuerpo para evitar lesiones futuras. Pero como estamos hablando del agua como elemento, incluso tus estiramientos serán dentro de ella. Entra en la piscina y estira todas las partes del cuerpo y procura que el agua no te llegue mucho más arriba del ombligo, para que los ejercicios se hagan de forma correcta. Una vez dentro, toca ponerse manos a la obra con estos sencillos ejercicios de aquafitness:

  1. La maratón. Como si de una carrera se tratara, eleva brazos y rodillas de forma lenta para imitar la forma de correr del cuerpo. Repítelo 20 veces y descansa unos 10 segundos más.
  2. Las sentadillas. Otro gran ejercicio que puede hacerse bajo el agua. Manteniendo una postura recta, se deben elevar las rodillas al pecho en intervalos de 20 repeticiones en 3 series.
  3. Las patadas. Practica kickboxing pero bajo el agua. Para ello, realiza patadas durante 10 repeticiones como si estuvieras jugando al fútbol. Repite 20 veces en 2 series.
  4. La plancha. Para finalizar con la rutina sencilla de ejercicios en el agua, nada como dejarse llevar y poner boca arriba sobre el agua, intentando mantener el equilibrio y alejando la mente de las preocupaciones.