Menú

Cerrar

¿Dónde quieres ir?
1 2
Descuentos
Compara
¡Comienza a comparar!
Haz clic en “Compara” para comparar las diferencias entre 2 o más hoteles.
Mapa
Compara
Barceló Huatulco

4.5/5

6572 reseñas


Junto a la hermosa bahía de Tangolunda
Habitaciones con espectaculares vistas al mar
6 magníficos restaurantes

Ver más
0/3 hoteles seleccionados para comparar
Compara hasta 3 hoteles y reserva el que mejor se adapte a tus necesidades

La región de Huatulco se encuentra en una zona de geografía sinuosa e irregular en la costa Pacífica Mexicana, justo en el lugar donde las montañas se unen al mar, en el estado mexicano de Oaxaca. La zona se compone de nueve bahías con treinta y seis playas de arena blanca. El enclave tiene el encanto de lo inhóspito, pero los huéspedes que se alojen en los hoteles de lujo de Huatulco disfrutarán de todo el confort y las comodidades de los destinos de playa más concurridos. Los cruceros atracan en la bahía de Santa Cruz y la mayoría de los pasajeros se dirigen a las playas de mayor afluencia turística de la bahía de Huatulco, donde las playas de arena blanca con forma de media luna se enclavan entre las rocas que hay esparcidas por el mar, todo ello inserto en el contexto de las exuberantes colinas verdes de la Sierra Madre del Sur.

Parque Nacional Huatulco

Huatulco es una tierra bendecida con la luz del sol durante trescientos treinta días al año, y la temperatura media es de unos veintiocho grados, por lo que los visitantes pueden nadar, hacer surf y tomar el sol a sus anchas y en todo momento. Las excursiones en barco son una gran manera de poder visitar y disfrutar de algunas de las calas y pequeñas bahías más alejadas de las playas principales, y, en general, los guías suelen señalar delfines saltando sobre las olas y a las mantarrayas buceando al ras de la superficie del mar. El agua trasparente de este mar lo convierte en un excelente lugar para el buceo y el submarinismo, sobre todo en el vasto Parque Nacional de Huatulco. Esta franja de unos ciento veinte kilómetros cuadrados de selva baja, bosque de manglares y aguas costeras, está protegida desde el año 1998 y ha sido premiada con la certificación internacional de Green Globe en reconocimiento a los esfuerzos de conservación que han mantenido a salvo el hábitat de cientos de especies de animales y de plantas nativas. Este lugar es el sueño hecho realidad de cualquier eco-turista: el parque abarca seis bahías, incluyendo la popular bahía de Maguey, y es el hogar una de las agrupaciones de coral más importantes del Pacífico mexicano. Con una visita guiada los turistas podrán conocer este enclave y visitarán las características más sobresalientes de este parque cuidadosamente protegido.

Elige el mejor hotel de Huatulco

Las vacaciones en Huatulco no están completas sin un viaje hacia el interior, y muchos turistas eligen hacer un tour por las conocidas Cascadas Mágicas. Un baño en estas cascadas rodeadas de una exuberante selva es un cambio refrescante respecto a las playas soleadas. La mayoría de los tours incluyen una parada en una plantación de café. Los huéspedes de los hoteles de Huatulco que quieran saborear el México más tradicional pueden pasear por las calles de La Crucita, y no deberán olvidarse de entrar en la iglesia que hay en la plaza central de la ciudad. Un enorme retrato del icono religioso de México, la Virgen de Guadalupe, adorna el techo de la iglesia, y se dice que esta imagen es la más grande de todo México. Un punto culminante en cualquier tour a pie es hacer una cata de mezcal, la bebida tradicional de esta región. El mezcal obtiene su sabor ahumado de la cocción de los corazones de agave enterrados en pozas de tierra antes de su fermentación, por lo que es diferente al tequila, que no se cocina. Los visitantes que exploren la pequeña y pintoresca ciudad descubrirán numerosos artesanos tejiendo telas de colores al estilo de Oaxaca, y también cerámicas de color negro brillante, e incluso un photocall que permitirá a los turistas hacerse una foto en la que parezcan estar llevando los famosos y elegantes vestidos de encaje tradicionales.