Turismo en Nicaragua: la ruta de Rubén Darío en Ciudad Darío
LECTURA

Descubre los secretos de un destino con nombre ...

Descubre los secretos de un destino con nombre propio: Ciudad Darío

Ciudad Darío, antiguamente San Pedro de Metapa o simplemente Metapa, es de las pocas ciudades del mundo que, pese a su escasa población (unos 41.000 habitantes), puede presumir de haber sido el hogar de una de las figuras más relevantes de las letras hispanas: Rubén Darío. Por eso, el 25 de febrero de 1920 esta ciudad nicaragüense cambió su nombre, en honor al poeta, por el de Ciudad Darío. Desde su posición privilegiada a unos 90 kilómetros de la capital, Managua, se ha convertido en uno de los destinos favoritos de Nicaragua, no solo por el legado del artista, sino también por el calor de sus gentes y la belleza natural de unos alrededores que no te puedes perder. Si te preguntas qué ver en Nicaragua, acompáñanos en este recorrido por uno de los secretos mejor guardados del país y descubre por qué algunos de los mejores versos de las letras hispanas surgieron justamente aquí.

Cultura y turismo en Nicaragua: la ciudad natal de Rubén Darío es mucho más que poesía

En la pequeña Ciudad Darío, centro del municipio con el mismo nombre, los días pasan a un ritmo distinto al de cualquier otro lugar del mundo. Flota la sensación de calma y se respira el aire puro que llega de los valles y bosques que la rodean. En cualquier viaje a Nicaragua que se precie, no puede faltar la visita a la ciudad hogar de Rubén Darío. Entre sus callejuelas se reparten un taller de artesanías, restaurantes de comida local y algunos hotelitos que no han variado mucho el paisaje que recibiera al poeta el 18 de enero de 1867.

En la casa natal del artista nicaragüense se ha fundado un museo que es monumento nacional desde 1943 y, cada año, del 10 al 18 de enero, se celebra la “semana dariana” con recitales de poesía, oratoria, declamaciones, elección de la musa dariana y desfiles de carrozas con decoraciones inspiradas en los poemas de Rubén Darío.

Viaje a Nicaragua con Rubén Darío

Entrar a los aposentos de la casa donde vivió sus primeros días el niño prodigio es como viajar al pasado, ya que se han conservado la estructura original de la casa y los objetos personales del autor; todo el ambiente es un retrato fiel de aquella época, cuando no había luz eléctrica y se dormía en cama de cuero crudo. En el patio de la casa natal de Rubén Darío, una vieja carreta de bueyes y al fondo, entre árboles de mango y nim, el anfiteatro donde se recitan los poemas durante las jornadas darianas.

Una humilde casa que recibe entre 400 y 800 admiradores del legado del artista al mes. Pero que no es el único atractivo de la ciudad: las polkas y mazurcas norteñas, la iglesia de San Pedro de Metapa o el convento de las hermanas clarisas son otras de las paradas que te trasladarán todo el encanto de la región.

El centro histórico de Ciudad Darío y sus edificios coloniales completan tu viaje a Nicaragua

Durante el recorrido por la ciudad saltan a la vista edificios blancos y con azulejos, de estilo colonial, y parroquias frente a alguno de los frondosos parques o las coquetas plazas (casi todas con una estatua, busto o placa dedicada a Rubén Darío) que abundan por el centro. Ciudad Darío cuenta además con 24 comedores, donde se puede probar desde pescado frito, comida a la carta y hasta fritanga (comida servida en puestos ambulantes), sobre todo por la tarde y noche, y que son toda una institución local.

Turismo en Nicaragua

Qué ver en Nicaragua: turismo en la naturaleza privilegiada de los alrededores de Ciudad Darío

Alrededor de Ciudad Darío se encuentran algunos de los rincones rurales más impresionantes de Nicaragua, desde el Cerro Güisisil (1.149 metros) al Sur, el río Grande, la Laguna Las Playitas y la Laguna de Moyuá, en cuyo centro hay una pequeña isla con las ruinas de un templo precolombino. De hecho, Moyuá forma parte de todo un complejo natural que completan las pequeñas lagunas de Tecomapa y las Playitas, espacios de una biodiversidad sorprendente y por donde te encantará hacer rutas a pie o en bici e incluso practicar deportes de aventura en un paisaje tropical que nada tiene que envidiar a su vecina Costa Rica.

Lee además: Turismo salvaje: dónde ir para ver animales exóticos

El municipio donde nació el poeta Rubén Darío también es hogar de la celebración más larga de la Purísima en Nicaragua: la fiesta a la Virgen María dura tres semanas, desde el 22 de noviembre hasta el 8 de diciembre. Hay derroche de pólvora, vistosos altares, procesiones a las cinco de mañana y a las diez de la noche y ángelus y eucaristías en cada barrio, engalanado e iluminado para la ocasión.

Un espectáculo único de pasos que reúne la tradición local con alegres ritmos y que te revelará parte del carácter festivo, hospitalario y siempre dispuesto a la reunión de los nicaragüenses. El 7 de diciembre, las dos imágenes de la Purísima, que pertenecen a las dos parroquias de Ciudad Darío, Santa Lucía y San Pedro, habrán visitado 32 barrios como parte de una tradición con más de medio siglo.

Para llegar a la ciudad hay que entrar por el Bulevard de los Poetas, terminado en el año 2000, donde te reciben bustos de varios escritores famosos y algunos personajes nacionales. En el Centro de Ciudad Darío está la iglesia de San Pedro, una de las más antiguas del país, y también el Parque Central. Pero sin duda lo más característico de esta población es que en cada esquina el nombre del poeta ocupa la vida cotidiana de casi todos sus habitantes, ya sea en escuelas, en el centro de cultura, la biblioteca y hasta en uno de sus principales barrios.

Qué visitar en Nicaragua

En el kilómetro 70 se encuentra uno de los principales atractivos naturales del municipio: el complejo de lagunas conocidas como Las Playitas y la laguna de Moyúa, a las que se puede llegar fácilmente en los botes de los locales que recorren estas paradisíacas islas. Y precisamente en la laguna permanente de Moyúa hay dos islas, Isla Honda e Isla Seca, donde se han encontrado restos precolombinos que merece la pena visitar. De hecho, este complejo es uno de los más desconocidos por los viajeros, así que si haces turismo en Nicaragua no te cruzarás apenas con gente cuando recorras la zona en lancha, hagas alguna ruta para ver animales silvestres o aves o bien te animes con el kayak o la pesca artesanal.

Lee además: 15 cosas que hacer en Nicaragua

Qué visitar en Nicaragua: Cerro Güisisil y Parque Ecológico Municipal de Ciudad Darío

Aunque si lo tuyo son las excursiones y las caminatas en plena naturaleza, entonces no puedes perderte la visión de Nicaragua desde las alturas que ofrece el Cerro Güisisil desde sus 1.120 metros de altura, que permiten ver en los días claros la cordillera volcánica del Pacífico. Este lugar sobrecogedor es Parque Ecológico Municipal y acoge el último bosque de pinos de América.

Aquí también tendrás ocasión de refrescarte en el Salto El Orégano, con una cascada que protagonizará tus mejores fotos. En todo este entorno rural se cultivan deliciosas frutas y verduras frescas que no faltarán en los mercadillos de la plaza: melones, ayotes, chayotes, tomates, zanahorias, brócoli, chiltomas y otras hortalizas que se pueden comprar directamente al agricultor.

Para probar la gastronomía nicaragüense en su máximo esplendor, el viaje a Ciudad Darío y su carácter rural que poco ha cambiado a lo largo del tiempo, es la oportunidad perfecta. Los natacamales son la gran estrella del menú, un tamal como el mexicano hecho a base de harina de maíz con rellenos variados (ternera, cerdo, pollo) y acompañados de arroz, papa, tomate, chile, pasas y ciruelas. Aunque lo más habitual de la oferta culinaria de Ciudad Darío son las rosquillas darianas hechas de maíz y las llamadas “cosas al horno” que se venden en puestitos y durante los populares bailes de la Polka y la Mazurca, cuando la ciudad muestra su versión más festiva a los visitantes. Así no es difícil imaginar que fuera precisamente aquí donde nació el autor de alguno de los versos más hermosos de las letras hispanas: <<Amar, amar, amar, amar siempre, con todo / el ser y con la tierra y con el cielo, / con lo claro del sol y lo oscuro del lodo; / amar por toda ciencia y amar por todo anhelo>>.

Lee además: Guía básica de los mejores ‘souvenirs’ de Nicaragua