Menú

Cerrar

¿Dónde quieres ir?
1 2
Descuentos
Compara
¡Comienza a comparar!
Haz clic en “Compara” para comparar las diferencias entre 2 o más hoteles.
Mapa
Compara
Ver más
0/3 hoteles seleccionados para comparar
Compara hasta 3 hoteles y reserva el que mejor se adapte a tus necesidades

Se puede aspirar al lujo, la excelencia y la exclusividad desde todo tipo de actividades. Por eso el resort credit es una opción única para todos aquellos interesados en viajar con la idea de disfrutar de experiencias idílicas diseñando su propio viaje a medida, y sin dejar de explorar ninguno de los atractivos de su destino de viaje. Los Royal Hideaway Luxury Hotels & Resorts con Resort Credit brindan un universo propio en el hotel, en el que todo está concebido para descubrir nuevas sensaciones sin desviarse del objetivo principal del viaje: la completa conexión con el destino.

Todas las facilidades para disfrutar de experiencias únicas

Con el Resort Credit, los huéspedes podrán disfrutar de descuentos y ventajas en experiencias inolvidables con las que llevar su estancia a un nivel de exclusividad superior. Con bonificaciones para el Spa, tratamientos, excursiones y experiencias especiales para sumergirse de lleno en el destino, cenas románticas o actividades deportivas adaptadas a los diferentes momentos del año y a las preferencias de los huéspedes, los viajeros se verán recompensados por su elección de alojamiento en los Royal Hideaway Luxury Hotels & Resorts con Resort Credit.

Del Caribe a Canarias: los mejores hoteles de lujo con Resort Credit

Desde la idílica Riviera Maya a las volcánicas costas de las Islas Canarias, los Royal Hideaway Luxury Hotels & Resorts con Resort Credit recompensan con descuentos exclusivos que premian la confianza y la fidelidad de los huéspedes ofreciendo la excelencia en cada uno de los servicios e instalaciones diseñados para añadir, a la experiencia, los elementos perfectos para cada uno. Los viajes de lujo se pensaron así.

 

Conozca los hoteles con resort credit de Barceló Hotel Group.