×
Otros destinos ×

Valle del Ambroz, entre bosques y pueblos con encanto

El valle de Ambroz es una espectacular zona del norte de Cáceres, que se ubica al sur del Sistema Central y limita con el valle del Jerte. Sus paisajes deslumbran al viajero en cualquier época del año, pero son especialmente llamativos en otoño. De ahí que sean tantos los visitantes que se acercan en esta estación para realizar la denominada Ruta mágica.

El contraste se adueña de este paraíso natural donde merece la pena perderse. Hay altas montañas, que superan los 2.000 metros, y armoniosas zonas de vega y dehesa, atravesadas por el río Ambroz, que da nombre al lugar y lo cruza de norte a sur. Lo mismo que la célebre calzada romana Vía de la Plata. Recorrer los múltiples senderos del entorno se convierte en un plan inolvidable para los amantes de las caminatas. En el área destacan pueblos llenos de encanto que invitan a prolongar la estancia.

Valle del Ambroz en Cáceres, conoce su belleza natural

El valle del Ambroz es un territorio de contrastes. La vista se dirige hacia las montañas del Pinajarro, el Camocho o el Valdeamor, de más de 2.000 metros. La mirada se serena en las áreas de vega y dehesas, a tan solo 500 metros de altitud. La sensación de calma se acentúa ante las gargantas y ríos del entorno: la Garganta Ancha, el río Ambroz  y el Santihervas.

 

 

Los bosques de robles y castaños forman parte del paisaje, al igual que las dehesas de encinas y alcornoques. La riqueza natural impresiona. Los devotos de los árboles acuden al lugar a contemplar los singulares castaños del Temblar. Son cinco ejemplares de espectacular tamaño con nombre propio, y entre 500 y 700 años de edad. Se pueden ver en la población de Segura de Toro, junto al arroyo del Temblar, en un antiguo huerto. Y también son famosos el alcornoque de la Fresneda y el abedular del Puerto de Honduras.

Cascada en el Valle de Ambroz

Cascada en el Valle de Ambroz

Son muchos los lugares de este entorno que merecen atención. Para empezar, destaquemos la espectacular subida hasta la Garganta, la localidad más elevada del valle del Ambroz, a 1.100 metros de altitud sobre el nivel del mar. En el recorrido sorprende una construcción realizada por los lugareños. Se trata del pozo de nieve del Corral de los Lobos. A lo largo del tiempo, su función ha sido la de almacenar nieve durante el invierno para abastecer a la región en los meses más secos del año.

Recorre los 8 pueblos de la Mancomunidad del Valle del Ambroz

El valle de Ambroz está atravesado por la calzada romana de la Vía de la Plata, que  durante siglos ha sido una importante vía de comunicación entre el sur y el norte de la península Ibérica. Por la zona han pasado las Cañadas Reales Soriana Occidental y Vizana. Más tarde, la vía del tren y actualmente la autovía. El carácter abierto de la región se pone de manifiesto en el legado dejado por culturas como la vetona, la celta o la judía. Estamos en un territorio de gran riqueza histórica y cultural.

Ocho localidades conforman la mancomunidad de municipios del valle: Abadía, Casas del Monte, Baños de Montemayor, Aldeanueva del Camino, La Garganta, Gargantilla, Segura de Toro y Hervás. Esta última es la capital de la comarca. Son muchos los motivos que justifican un viaje con paradas en los distintos pueblos. Veamos, a grandes rasgos, lo más destacado:

  • Hervás tiene una de las juderías más bonitas de España

Hervás

Hervás

En esta población, el viajero recorre encantado su Judería, que ha sido declarada Conjunto Histórico-Artístico, y es uno de los barrios judíos mejor conservados de España. Mantiene la estructura original de los siglos XIV y XV. Sus calles en pendiente, son estrechas y no siguen un orden aparente. Muchas de las casas que han llegado hasta nuestros días son de adobe y mantienen el típico entramado de madera y balconadas en el segundo piso.

En Hervás merece la pena acercarse a la iglesia de Santa María de Aguas Vivas. Su edificio fue sometido a distintas reformas entre los siglos XIII y XVII. Conserva la estructura defensiva original con su torre y el recinto amurallado que la rodea. Desde aquí se pueden contemplar magníficas vistas del pueblo y de su entorno natural.

  • Baños de Montemayor, termas de origen romano

En Baños de Montemayor nos encontramos con el tesoro de sus termas romanas y su balneario. Las termas datan del siglo I d.C. Se encuentran en el interior del Antiguo Balneario, que tiene su origen en el siglo XVII. Se conserva, tal cual, la bóveda sobre la piscina de aguas medicinales. En la actualidad, el visitante puede disfrutar de tratamientos termales en el balneario nuevo. Hace uso de aguas procedentes de dos manantiales subterráneos que llegan a la superficie a una temperatura de unos 45 grados.

Baños de Montemayor

Baños de Montemayor

En Baños de Montemayor también se puede ver un tramo de más de un kilómetro de la calzada romana de la antigua Vía de la Plata. También es interesante una visita a la iglesia de Santa María, del siglo XVI, y al molino Antiguo, del siglo XVIII, donde se muestra su maquinaria original, reconstruida.

  • Segura de Toro, de origen vetón

Segura de Toro es uno de los pueblos más antiguos de la comarca. Situado en la falda de la sierra, es muy pequeño y de calles muy estrechas. Su origen es prerromano, vetón. Y entre sus puntos de interés destaca un verraco tallado en piedra, en la plaza junto al ayuntamiento. Cuenta con los restos de un antiguo castillo templario y con una iglesia, la de San Juan, de estilo renacentista.

La ruta hacia los Castaños del Temblar parte de este encantador rincón extremeño. Desde él se puede disfrutar de maravillosas vistas del valle de Ambroz y de sus bosques. Otro importante atractivo de Segura del Toro es su piscina natural, a la salida del pueblo, un sitio ideal para pasar una jornada idílica en verano.

Ruta de las piscinas naturales en el valle del Ambroz

Las piscinas naturales son muy características de la zona. La de Abadía, por ejemplo, es una de las más grandes. Ubicada a la salida del pueblo, en el río Ambroz, cuenta con una amplia zona de césped, en parte expuesta, para tomar el sol, y también cubierta por grandes árboles para quienes prefieran la sombra. El lugar también tiene un extenso aparcamiento de asfalto, merendero, servicios y un chiringuito.

Otra de las más conocidas es la de Casas del Monte. Esta localidad del sur del Valle, en dirección a Plasencia, cuenta con una de las piscinas naturales más grandes y populares de la zona, encajada en la Garganta Ancha, en la parte superior del pueblo. La zona de baño cuenta con dos secciones, una somera, ideal para niños, y otra más profunda. Además, ofrece dos chiringuitos, albergue, merendero con barbacoas, aparcamiento, parque infantil y zona deportiva con pista de pádel, voley playa y fútbol playa.

En el entorno destaca también el Charco de La Tejea. Es un rincón muy hermoso que se encuentra a la salida de Hervás, por la carretera de La Garganta. En la ruta a pie hay que pasar un puente, a la derecha, y bordear el río. Más adelante, se atraviesan las vías del tren y se sigue la carretera hasta llegar a La Tejea.

También en la zona alta de Gargantilla, en Baños de Montemayor y en Segura de Toro, entre otras localidades del Valle del Ambroz, hay zonas de baño de distintos tipo y con diferentes servicios e infraestructuras, pero todas ellas ofrecen las frescas aguas de los manantiales y ríos que discurren por esta singular esquina de la provincia de Cáceres.

Ruta de las piscinas naturales en el valle del Ambroz

Las piscinas naturales son muy características de la zona. La de Abadía, en el río Ambroz, es una de las más grandes. Tiene un extenso aparcamiento de asfalto y junto al río hay una amplia zona de césped y un chiringuito. Otra de las más conocidas es la de Casas del Monte. También en Gargantilla hay una zona de baño acondicionada en verano.

En el entorno destaca el Charco de La Tejea. Es un rincón muy hermoso que se encuentra a la salida de Hervás, por la carretera de La Garganta. En la ruta a pie hay que pasar un puente, a la derecha, y bordear el río. Más adelante, se atraviesan las vías del tren y se sigue la carretera hasta llegar a La Tejea.

Ruta del otoño mágico del Valle del Ambroz, una cita inolvidable

La belleza natural del valle del Ambroz se acentúa en otoño. El color ocre, junto con distintas tonalidades de amarillo y de marrón, se adueñan del paisaje. La explosión de color convierte la experiencia en un disfrute para los sentidos. Son muchas las opciones, las sendas a seguir, para disfrutar de la magia del otoño.

Los pasos del caminante pueden dirigirse hacia el castañar Gallego, en Hervás. Es uno de los más grandes del sur de Europa y ha sido declarado Paisaje Protegido. Se llega a él a través de un recorrido apto para todo tipo de caminantes. También está el castañar del Duque, en Aldeanueva del Camino. O los castaños del Temblar, en Segura de Toro.

Otoño en el Valle de Ambroz

Otoño en el Valle de Ambroz

Pero no se trata solo de la mera contemplación del entorno. Hasta principios de diciembre, toda la comarca se entrega a la celebración del Otoño Mágico, una Fiesta de Interés Turístico Nacional. Los distintos pueblos de la zona organizan los fines de semana un amplio programa de actividades para todas las edades. La naturaleza y el senderismo son los grandes protagonistas.

Otros caminos por el Valle de Ambroz: rutas de senderismo

Entorno natural privilegiado, este territorio ofrece, desde luego, muchas otras opciones para disfrutar de una buena caminata. Entre tantas otras se encuentran rutas como:

  • Ruta del Pantano de Baños.- De unos 12km, y dificultad entre fácil y media, esta ruta recorre la zona del embalse de Baños, en Baños de Montemayor, desde su propia orilla hasta cotas más elevadas que ofrecen unas vistas espectaculares.
  • Ruta de El Pinajarro.- Partiendo de la Plaza del Convento de Hervás, este camino de casi 20km y 1450m de desnivel, es apto solo para expertos. Su recorrido permite observar el famoso Puente de Hierro, la Chorrera –una bonita cascada de 16 metros de altura en río Ambroz–, bosques de robles y pinos, y llegar hasta a cumbre del Pinajarro (2.099 m).
  • Ruta del Puerto de Honduras a Abadía.- Desde lo alto del puerto de Honduras hasta la localidad de Abadía, pasando por Gargantilla y Aldeanueva del Camino, esta parte del sendero de gran recorrido GR-10 –que conecta Valencia con Lisboa– recorre, sin mayor dificultad, unos 17km del Valle del Ambroz.
  • Ruta El Nevero.- A través de un hermoso paisaje de alta montaña y frondosos pinares, este accesible itinerario circular de algo más de 6km, en la localidad de La Garganta, visita algunos de los lugares más singulares del Valle, como el Corral de los Lobos y el Pozo de las Nieves.
  • Ruta del Convento de la Bien Parada.- Este agradable recorrido circular de algo más de 5,5km, que comienza y termina en Abadía, invita a descubrir el rico patrimonio histórico y natural del Valle a través de lugares tan emblemáticos como el Palacio de Abadía, el Convento de la Bien Parada y la Cañada Soriana Occidental.

La Ruta del Collado de en Medio, la Ruta de los Lagares Celtas… a todo lo largo y ancho del Valle del Amborz, múltiples caminos van mostrando el inagotable encanto natural, histórico y cultural de este maravilloso destino cacereño. Así que solo queda calzarse unas buenas botas, preparar la mochila y salir a disfrutar de un territorio que no tiene desperdicio.

 

Planes relacionados