×
Otros destinos ×

Planes románticos en Ibiza, la isla de los enamorados

Las propuestas se multiplican si hablamos de pasar unos días en pareja en la bella Ibiza. Calas solitarias, impresionantes atardeceres, románticos paseos para conocer su patrimonio arquitectónico, veladas en algún restaurante o espectaculares entornos naturales configuran ese escenario mágico que estáis buscando para desaparecer unos días.

Si lo que queréis es olvidaros del mundo, Ibiza es mucho más que grandes fiestas en la playa y música de discoteca, como estáis a punto de descubrir… Con las ideas que os proponemos, la isla se convertirá en un escenario indispensable de vuestra historia de amor. Sigue leyendo para conocer los planes más románticos en Ibiza.

  1. Playas y calas secretas

Comenzamos por el atractivo fundamental de Ibiza: sus hermosas playas. Pequeñas o grandes, pero todas tienen un azul intenso que será difícil de olvidar. Seguro que estáis deseando huir de las zonas de costa más masificadas para estar tranquilos. En ese caso, podéis dirigiros hasta Cala Llentrisca, una de las más recónditas del sur de la isla, completamente virgen y situada al final de la bahía de Es Cubells.

Cala Llentrisca

Cala Llentrisca.

Cala Olivera es también otra de las menos transitadas por el acceso algo abrupto que tiene, pero es un camino que vale la pena recorrer. Los frondosos bosques de pinos, tan típicos del norte de Ibiza, rodean la Cala d’Albarca, una de las más solitarias, declarada Área Natural de Especial Interés.

 

 

Por su parte, en Cala Xarraca podréis daros un baño de barro para regenerar la piel. Punta Galera es una de las preferidas por los nudistas, un paisaje singular con enormes piedras lisas donde dejar la toalla, y una zona perfecta para los aficionados al buceo. Las preciosas Cala d’en Serra o S’Estanyol tampoco pueden faltar en vuestra lista.

  1. Ver el atardecer en pareja

atardecer Es Vedrá.

Chica observando el atardecer frente a Es Vedrá.

 ¿Hay algo más romántico que ver ponerse el sol en compañía de alguien especial? En Ibiza esos atardeceres crearán el marco perfecto para que no lo olvidéis nunca, pues hay varios lugares desde los que contemplar un ocaso absolutamente de película.

En Cala d’Hort el paisaje está dominado por el hipnótico islote de Es Vedrá. Es uno de los sitios más cotizados para la puesta de sol, ya sea desde los acantilados, la playa, la torre des Savinar o el estupendo restaurante Es Boldadó, a diez metros de altura.

Si queréis ver un atardecer diferente, tenéis que contemplar el espectáculo de colores que se forma en el Parque Natural de Ses Salines, así que quedaos después de una agradable caminata y observad a los flamencos mientras el sol se refleja en los estanques, creando un maravilloso efecto espejo.

Cala Benirrás y su ritual de tambores hippies durante la puesta de sol es otro de los más frecuentados. El beach club Sunset Ashram, en Cala Conta, es uno de los rincones más míticos para ver el ocaso mientras tomáis algo, así como el famoso Café del Mar, junto a la playa de Sant Antoni de Portmany.

¿Una puesta de sol íntima? Entonces tenéis que optar por el increíble mirador de San Penya Esbarrada, donde encontraréis el coqueto restaurante Las Puertas del Cielo, un nombre que lo dice todo. Aquí venían los hippies a la hora del crepúsculo en los años 60. Las panorámicas desde el cabo Negret hasta la punta del Castellar no tienen precio.

puesta de Sol en Es Vedrá

Puesta de Sol en Es Vedrá.

  1. Regalaos una sesión de spa

 El relax y el bienestar son esenciales para disfrutar de las vacaciones. Es un momento ideal para daros un capricho y acudir a una romántica sesión de spa en pareja. Una de las mejores opciones en Ibiza la encontraréis en el Hotel Barceló Portinatx, un exclusivo alojamiento solo para adultos que ofrece una elegante estancia frente al mar. Entre otros servicios, cuenta con un espacio wellness exterior con ducha de sensaciones, una completa carta de tratamientos, masajes y rituales de belleza para mimaros.

  1. Restaurantes románticos en Ibiza

 Aunque suene a tópico, una velada a la luz de las velas es uno de los recuerdos más hermosos que podéis tener de vuestros días en pareja en Ibiza, ya que la gastronomía ibicenca os deleitará en algunos de los mejores restaurantes de la isla, creando ese ambiente especial que necesitáis.

El restaurante Sa Calma os brindará unas preciosas vistas a Dalt Vila y al puerto de Ibiza, mientras probáis sus estupendos arroces o pescados. En pleno casco antiguo de la capital hallaréis La Brasa, que cuenta con una terraza ajardinada y climatizada para el invierno, todo un clásico lleno de recetas mediterráneas. ¿Qué tal una cena aquí después de conocer a fondo la bella arquitectura de Dalt Vila?

cena romántica Ibiza

Cena a la luz de las velas junto a la playa.

Si queréis cenar en un espacio sorprendente tenéis que ir a Sa Capella, situado en una antigua ermita de Santa Agnes del siglo XVI, cerca de Sant Antoni, con una carta de vinos excelente y famosos platos como su steak tartar. El restaurante Sa Punta, en la playa de Talamanca, está rodeado de naturaleza y tiene una singular decoración ibicenca.

Para las ocasiones más especiales os recomendamos Amante, en la bahía de Sol d’en Serra, que ofrece la posibilidad de organizar una cena privada junto al mar. Si queréis perderos en un pueblo con encanto para tener una velada única, apuntad el encantador municipio de Santa Gertrudis y sus románticos restaurantes, como Finca La Plaza.

  1. Deportes acuáticos en pareja en Ibiza

 Si os gusta el deporte y la aventura, seguro que no puede faltar una buena dosis en vuestras vacaciones. Por ejemplo, ¿qué tal una excursión privada de paddle surf a cuevas secretas como las de Cala Xuclar o Cala Vadella mientras contempláis el atardecer?

pareja paddle surf

Pareja disfrutando del paddle surf.

Las posibilidades que ofrecen las numerosas empresas que se dedican a este campo en Ibiza incluyen dar un paseo en kayak bajo la luna llena, una sesión de esnórquel o submarinismo para que conozcáis las espectaculares praderas de posidonia, así como una escapada en barco al atardecer con una copa de champán. Si estás pensando en sorprender a tu pareja, Ibiza te ofrece mil posibilidades para hacerlo de la manera más original.

 

 

Pasear por Dalt Vila para conocer su rico patrimonio cultural y sus murallas, contemplar los almendros en flor del Valle de Corona si vais entre enero y marzo, visitar el esplendor visual que supone la cueva de Can Marçà, buscar ese regalo original en el famoso mercadillo hippie de Las Dalias o plantaros en Formentera en menos de 30 minutos para recorrer sus alucinantes calas juntos en bicicleta. Cuando se trata de planes de pareja en Ibiza, el cielo es el límite.

barca Formentera

Barca sobre las espectaculares aguas de Formentera.

Planes relacionados