×
Otros destinos ×

Qué ver en Roma: los lugares que no te puedes perder

Abierta, monumental, divertida… Roma es una de las ciudades europeas más atractivas para el turista, tanto nacional como extranjero. Y es que la oferta de su patrimonio monumental y natural, de sus museos, de sus posibilidades de ocio y de su gastronomía es muy grande. Estamos ante una ciudad milenaria ideal para visitar en familia, con amigos o a solas. Y es que Roma tiene opciones divertidas e interesantes para todos. Si quieres descubrir su esencia, te vamos a guiar por los lugares más genuinos de la capital de Italia, en los que podrás descubrir la identidad de una ciudad con una impresionante historia.

LUGARES IMPRESCINDIBLES DE ROMA

Coliseo Romano

Escenario de antiguos combates de gladiadores, el Coliseo es uno de los grandes atractivos que visitar en Roma. Fue levantado por los romanos entre los años 70 y 80 de la era cristiana y constituye el monumento más antiguo e imponente de Roma. El emperador Vespasiano fue quien dio la orden de construir este icono universal de la arquitectura cuyo innovador diseño ha sido modelo para los modernos estadios del mundo.

 

 

coliseo roma

Piazza Navona

Es uno de los espacios barrocos más importantes de la ciudad. Con forma elíptica y delimitada por tres magníficas fuentes y un conjunto de edificios de tonos ocre, la Piazza Navonna impresiona por su belleza y su animación. El autor de la fuente central, la Fontana dei Quatro Fiumi (1648) o Fuente de los Cuatro Ríos, es nada menos que el genial Gian Lorenzo Bernini. Las cuatro esculturas representan el Nilo, el Ganges, el Río de la Plata y el Danubio.

piazza-navona

Fontana di Trevi

Es, seguramente, la fuente más hermosa de toda Italia. No hay viajero que llegue a Roma y se vaya sin contemplar la Fontana di Trevi y sin lanzar una moneda a sus aguas y así poder regresar a Roma. La figura central representa a Neptuno y a su lado hay dos tritones: uno representa el mar en calma y el otro, el mar furioso. Las esculturas de los laterales simbolizan la Salud y la Abundancia. La fuente, a cualquier hora del día, siempre tiene admiradores. Así que ya lo sabes: es una de las primeras cosas que ver en Roma.

fontana-di-trevi

Plaza y basílica de San Pedro

El Vaticano, el Estado independiente más pequeño del mundo, alberga dos lugares que nadie puede perderse en su escapada a Roma. Se trata de la magnífica plaza de San Pedro, donde la multitud se agrupa para contemplar al Papa, y la Basílica de San Pedro, ambas ideadas en gran parte por Bernini. La plaza tiene en total 284 columnas y un colosal obelisco egipcio en el centro de 350 toneladas. Y en la basílica es obligado admirar la “Pietá”, una obra maestra creada por Miguel Ángel cuando sólo tenía 23 años, y el baldaquino de Bernini. Si hay tiempo, se recomienda contemplar las vistas de Roma desde la cúpula.

plaza-y-basilica-de-san-pedro

Capilla Sixtina

Es obligatorio visitar la Capilla Sixtina, cuando el viajero está de turismo en Roma, y quedarse embelesado con las pinturas del genio de Miguel Ángel. El artista tardó cuatro años en decorar el techo. Los frescos se dividen en cuatro grandes paneles que representan escenas del Génesis, junto a 300 figuras individuales de profetas, sibilas, personajes del Antiguo Testamento y jóvenes desnudos. En total, su extraordinaria obra ocupa 1.100 metros cuadrados. En la pared ubicada detrás del altar, se puede contemplar el impresionante “Juicio final”, ejecutado por Miguel Ángel 22 años después de los frescos del techo.

capilla-sixtina_roma

Castillo Sant Angelo

El Castillo de Sant Angelo, ubicado muy cerca de la plaza de San Pedro, se asoma con su magnífica silueta sobre la ribera del Tíber. Fue concebido como mausoleo del emperador Adriano en el año 130 y su diseño circular inspiró después muchos proyectos arquitectónicos urbanos. El castillo se empleó como sepultura de los emperadores hasta que, en el año 271, se incorporó a la estructura defensiva de la ciudad. Y durante el siguiente milenio fue la fortaleza principal de Roma. Desde su baluarte se contemplan unas magníficas vistas del casco histórico, razón por la que se ha convertido en uno de los sitios para visitar en Roma.

castillo-sant-angelo

Boca de la Verdad

La Boca de la Verdad o Bocca della Verità es una célebre máscara de mármol que representa una colosal boca abierta que, según una de las leyendas que atesora, muerde la mano de los impostores. Tiene un diámetro de 1,75 metros, está dedicada al Dios del Mar y dicen que es una antigua tapa de una cloaca romana. Hasta 1632 se encontraba situada en la Plaza de la Bocca della Verità, pero fue trasladada hasta la fachada de la vecina Iglesia de Santa Maria in Cosmedin, donde continúa hoy. Es una de las fotos emblemáticas de los viajeros que acuden a Roma.

boca-de-la-verdad_roma

Plaza del Campidoglio

Diseñada en gran parte por Miguel Ángel, la plaza del Campidoglio está orientada hacia la Basílica de San Pedro y se halla delimitada por el Ayuntamiento de Roma, el Palazzo Senatorio y los Museos Capitolinos. Siempre está llena de turistas y una de las razones se halla en que, en una de sus esquinas, se encuentra la escultura de la Loba Capitolina de la leyenda de Rómulo y Remo. Es una copia, porque la original está a buen recaudo en los Museos Capitolinos.

plaza-del-campidoglio

Mercado de Trajano

Es uno de los pocos espacios de los Foros Imperiales que conserva parte de su grandiosidad original. El Mercado de Trajano se construyó en ladrillo entre los años 100 y 110 de la era cristiana como el primer centro comercial cubierto de la Historia, con nada menos que 150 locales comerciales. En la actualidad, alberga exposiciones de maquetas y vídeos que permiten al visitante realizar un viaje a la época clásica romana. Pasear por su interior es una de las cosas que hacer en Roma.

mercado de trajano roma

Plaza de la República

De diseño semicircular, la plaza de la República (piazza della Repubblica) es una de las más bonitas de Roma. En el centro se encuentra la Fuente de las Náyades, construida en el siglo XIX, en la que sobresalen las figuras de cuatro ninfas desnudas que causaron bastante polémica y escándalo en su tiempo. Está delimitada por edificios magníficos.

plaza de la republica

Circo Máximo

Concebido en la Antigua Roma para celebrar carreras de carros, el Circo Máximo tenía forma alargada y podía albergar hasta 300.000 espectadores. Es uno de los espacios imprescindibles de Roma y está situado entre los montes Aventino y Palatino. Su pista de arena medía 600 metros de largo por 225 de ancho, aunque, en la actualidad, sólo podemos contemplar algunos restos en una enorme explanada.

circo maximo roma

Piazza del Popolo

La Piazza del Popolo, junto a la Puerta Flaminia, era la entrada norte a la ciudad de Roma. Su aspecto actual se remonta al siglo XVI y en su centro existe un obelisco dedicado a Ramsés II, que data del año 10 a.C. Está custodiada por tres iglesias: la de Santa Maria de Popolo, Santa Maria dei Miracoli y Santa Maria di Montesanto, estas dos últimas casi gemelas. También alberga los Jardines del Pincio, con un bonito mirador hacia la plaza.

plaza-del-popolo

Monumento a Víctor Manuel II

Este colosal monumento blanco dedicado al primer rey de Italia, Víctor Manuel II, está situado en la plaza de Venecia. Fue construido en mármol entre los años 1885 y 1911 y conmemora la unificación de Italia. También es conocido como el Altare della Patria (altar de la patria), ya que acoge también la tumba al soldado desconocido. Es vecino del Palazzo Venezia (1451), célebre por el balcón desde el que Mussolini arengaba a las masas, y del Museo di Palazzo Veneza.

monumento-a-victor-manuel_roma

PATRIMONIO HISTÓRICO DE ROMA

Italia es el país con más patrimonio histórico del mundo. Eso dicen. No hay que olvidar que fue el centro del Imperio Romano y el corazón del Renacimiento. Por eso, sería resulta imposible enumerar todos sus espacios de interés. Enumeramos los más sobresalientes:

Necrópolis vaticana

Esta necrópolis de los siglos II ó III se encuentra a unos 10 metros de profundidad debajo de la actual basílica de San Pedro. Fue descubierta en 1940 de una forma accidental y enseguida se hicieron las primeras excavaciones y los arqueólogos encontraron más de mil tumbas. Una parte de la necrópolis vaticana está abierta a los visitantes. Dicen que aquí está la tumba de San Pedro, así que tenemos uno más de los lugares que visitar en Roma.

necropolis vaticana

Santa María la Mayor

Es seguramente la más importante y la más antigua de las 80 iglesias dedicadas a la Virgen María en Roma. Su decoración interior es espléndida y uno de los elementos que más llama la atención del visitante es el magnífico techo artesonado que, dicen, fue adornado con el primer oro proveniente de América, regalo de los Reyes Católicos al papa Alejandro VI. La iglesia de Santa María la Mayor data del siglo V y conserva intacta su planta paleocristiana.

santa maria la mayor roma

Castel Gandolfo

A 20 kilómetros al sureste de Roma, junto al lago Albano, se encuentra Castel Gandolfo, antiguo palacio de verano de los papas. Se le llama también “Vaticano número dos” y ahora tanto el palacio como los jardines de la finca (55 hectáreas) están abiertos al público por expreso deseo del Papa Francisco. De momento, se puede visitar un estudio, una biblioteca, una capilla, el Salón de los Suizos, donde montaban guardia los soldados, y la habitación papal donde murieron Pablo VI y Pío XII. Esta edificación fue construida por Urbano VIII en 1626.

castel gandolfo roma

Domus Aurea

La Domus Aurea o Casa Dorada fue erigida por Nerón como un espacio para el placer y el ocio. Su construcción era de superlujo, y muchas de sus estancias estaban recubiertas de hojas de oro, de ahí su nombre. Los techos eran de marfil tallado y proyectaban aromas de pétalos y esencias. Los jardines, a su vez, tenían un lago que estaba coronado por una estatua de 35 metros de Nerón, más grande incluso que el Coloso de Rodas.

domus aurea roma

Pirámide Cayo Cestio

Construida en el siglo I a.C. como tumba del pretor Cayo Cestio Epulón, es uno de los monumentos más antiguos y desconocidos de Roma. Tiene 36 metros de altura y está situada entre Porta San Paolo y el cementerio no católico, en el distrito Ostiense. Está abierta al público pero sólo se pueden contratar visitas guiadas. La pirámide Cayo Cestio se construyó para albergar la tumba del magistrado del mismo nombre.

piramide-cayo-cestio_porta-san-paolo

Pirámide Cayo Cestio con Porta de San Paolo

Isla Tiberina

La minúscula y caprichosa Isla Tiberina, situada sobre el río Tíber, está cargada de historia. Tiene apenas 270 metros de largo y 67 de ancho y está conectada a tierra firme mediante dos puentes: el Ponte Fabricio, en dirección al Teatro Marcelo, y el Ponte Cestio, hacia el Trastevere. La isla está vinculada a la cura de enfermedades contagiosas, especialmente la peste, y aunque un paseo por la misma es una auténtica delicia, son muy pocos los turistas que se adentran en este pedacito de tierra.

isla tiberina roma

Templo de Adriano

Construido en el año 145 en honor del emperador Adriano, muy cerca del Panteón, el templo conserva sólo 11 columnas corintias de 15 metros de altura sobre un podio elevado. Originalmente estaba decorado con relieves que simbolizaban las diferentes provincias del Imperio romano y que están custodiados en los Museos Capitolinos. Solamente se abre en ocasiones muy especiales.

templo de adriano

Panteón de Agripa

El Panteón de Agripa es uno de los edificios de la Antigüedad mejor conservados y su impactante perfil sigue intacto desde hace 2.000 años, por lo que es uno de los grandes sitios turísticos de Roma. Lo más curioso de su estructura es el gran agujero de 9 metros de su techo, un elemento intencionado que pretendía contemplar directamente el cielo. El lujoso interior está revestido de mármol y su cúpula es mayor que la de San Pedro. Aquí se encuentra la tumba del pintor Rafael (1483-1520).

panteon de agripa roma

Catacumbas de Roma

Las catacumbas o cementerios subterráneos de Roma surgieron en el siglo II y alcanzaron su máximo desarrollo en el siglo IV. Proliferaron tanto que se formaron extensos entramados de túneles subterráneos. En la actualidad, se conocen más de 60 catacumbas en Roma, pero hay muchas por descubrir. Las más interesantes se encuentran en la Via Appia Antica (San Calixto, San Sebastián y Domitila) y en el extremo norte de la ciudad (Santa Inés y Santa Priscila).

catacumbas de roma

Ara Pacis

El Ara Pacis o Altar de la Paz (13-9 a.C.) es un altar dedicado a la diosa romana Pax que fue erigido por el Senado romano para celebrar las campañas de Augusto en Galia. Hace unos años el monumento fue recubierto por un edificio minimalista del arquitecto Richard Meier y generó una gran polémica, por lo que se ha convertido en una de las cosas para ver en Roma. El friso muestra la procesión que acompañó al altar en su consagración e incluye las figuras de Augusto, un número elevado de oficiales romanos de alto rango y miembros de la familia de Augusto.

ara pacis roma

Ara Pacis

BARRIOS DE ROMA QUE TIENES QUE VISITAR

Además del casco histórico de la ciudad, Roma tiene barrios muy interesantes, menos trillados por el turista, que tienes que visitar en tu escapada por la capital de Italia. Aquí van los imprescindibles:

Trastevere

Es uno de los barrios con más color y encanto de Roma. Bien merece la pena un paseo por sus calles empedradas que encierran tesoros ocultos, como pequeñas iglesias, tiendas tradicionales y rincones pintorescos para fotografiar. Es ideal para pasar una tarde y acabar cenando en una de sus numerosas tabernas. El Arco de San Calisto es una de las estampas más emblemáticas, si bien el epicentro del barrio es la plaza de Santa Maria in Trastevere.

trastevere roma

Trastevere

Barrio de Coppedè

Más que un barrio, es un espacio en el que se acumulan 26 palacetes y 17 chalés con formas inesperadas, en las que se mezclan rasgos del Modernismo y el Art Decò, con referencias al arte griego, gótico, barroco e incluso medieval. Este barrio, una de las cosas más curiosos que visitar en Roma, fue diseñado entre los años 1913 y 1926 por el arquitecto Gino Coppedè, de quien toma su nombre. Este conjunto de edificios que hablan diferente lenguaje arquitectónico se articula en torno a la piazza Mincio.

Coppede_roma

Coppedè

Roma moderna

Además del Coliseo, el Vaticano, la Fontana di Trevi y el Partenón, Roma también es una urbe contemporánea y cosmopolita. Y eso se traduce en zonas cuya oferta cultural está completamente adaptada al siglo XXI. Así, el barrio Flaminio, en el norte, tiene muchos lugares de moda y espacios tan singulares como el Museo Nacional de las Artes del siglo XXI, conocido como MAXXI, cuyo edificio fue diseñado por la arquitecta Zaha Hadid, o el Auditorio Parco della Musica, obra de Renzo Piano. El barrio de Quadrano tiene su propio museo gratuito de arte urbano, MURo. Y el arte urbano inunda también cada rincón del barrio Tor Marancia. Si te interesa lo hipster, uno de los sitios que ver en Roma es Pigneto, un barrio de cine inundado de cafés, bares y galerías de arte. En Mattatoi, un antiguo matadero, encontrarás una delegación del museo MACRO. En todos estos lugares, hallarás una Roma diferente y alejada de las guías turísticas.

auditorio-parco-della-musica

Auditorio Parco della Música. Roma moderna.

MUSEOS DE ROMA

Museos Capitolinos

Constituyen el primer museo cívico municipal de Roma. Se dice en plural porque alberga diferentes colecciones de arte que están distribuidas en el Palacio de los Conservadores (Palazzo dei Conservatori) y el Palacio Nuevo (Palazzo Nuovo), situados en la plaza del Campidoglio. Hay una pinacoteca, una protomoteca o colección de bustos de personajes ilustres, la Colección Castellani de cerámicas de la Antigüedad y el Medagliere capitolino, la colección de medallas, monedas y joyas del Ayuntamiento. Aquí se halla el símbolo de la ciudad: el bronce la Loba Capitolina.

Museo Nacional Romano

El Museo Nacional Romano es un conjunto de cuatro museos situados en diferentes lugares de la ciudad y que conservan joyas de la Antigüedad clásica. Fue fundado en 1889 para coleccionar objetos artísticos desde el siglo V a.C. hasta el siglo III d.C. Es ideal para conocer el pasado de la Antigua Roma y está formado por las Termas de Diocleciano, la Cripta Balbi, el Palazzo Massimo y el Palazzo Altemps.

Galería Borghese

El edificio que alberga la Galería Borghese fue realizado por encargo del cardenal Borghese en 1612. Tres siglos más tarde, concretamente en 1902, la familia Borghese vendió su magnífica colección de arte al Estado italiano ante la imposibilidad de mantenerla. La pieza más famosa del museo es la Venus Victoriana de 1805, más conocida como Paulina Bonaparte, pero hay piezas maestras de Bernini, Tiziano, Rafael, Caravaggio, Rubens, Botticelli y Canova. Es, sin duda, una visita obligada en Roma si te apasiona el arte.

PARQUES Y JARDINES EN ROMA

Además de la Plaza Mayor y la Puerta del Sol, Madrid cuenta con un sinfín de plazas singulares, muchas de ellas tan emblemáticas como las plazas de España, Cibeles, Colón, Oriente, Santa Ana y Callao.

Giardino degli Aranci

Es un lugar precioso para pasear y tener unas vistas espectaculares de Roma, desde el Trastevere hasta la Basílica de San Pedro. El Parque Savello, conocido popularmente como Giardino degli Aranci (Jardín de los naranjos), es un oasis de paz y tranquilidad. El jardín, plantado de naranjos, tiene 7.800 metros cuadrados y se extiende en el área de la antigua fortaleza construida por la familia Savelli entre 1285 y 1287 en la iglesia de Santa Sabina sull’Aventino, si bien el jardín actual fue construido en 1932 por
Raffaele de Vico. Es una de las propuestas singulares que hacer en Roma.

giardino degli aranci_roma

Giardino degli Aranci

Villa d’Este

Declarada Patrimonio de la Humanidad en 2001, Villa de Este es un villa situada en Tívoli, en las cercanías de Roma, considerada una obra maestra de la arquitectura italiana y del diseño de jardines. Fue encargada por el cardenal Ippolito d’Este (1509-1572). Hoy la villa acoge el Museo Didattico del Libro Antico, un museo sobre el estudio y la conservación de libros antiguos e incunables. Y sus fantásticos jardines están refrescados por 500 chorros distribuidos en fuentes, cascadas y abrevaderos de agua que proporcionan el río Aniene y el manantial Rivellese. El jardín forma parte de los Grandi Giardini Italiani.

Villa d Este

Villa d’Este

Villa Borghese

Este gran parque público de la ciudad tiene 80 hectáreas y contiene en su interior, además de bonitos estanques, esculturas, monumentos y fuentes, una serie de edificios históricos, como la Galería Borghese, con obras maestras de Caravaggio, Rafael y Bernini, o la Villa Poniatowski. Los jardines de la Villa Borghese contienen el Zoo de Roma (Bioparco), el Giardino del Lago, el Jardín Plazoleta de Scipione Borghese, los Jardines Secretos, el Parco dei Daini y el Valle de los Plátanos. Para los que quieran hacer algo de deporte, aquí se pueden alquilar patines, barcas o bicicletas.

villa-borghese

Villa Borghese

 

Planes relacionados